jueves, 8 de mayo de 2014

Soy un pecador

¡Con qué alegría diría “soy un pecador” si ello significase que me inunda la luz!

2 comentarios:

Enrique García-Máiquez dijo...

Variación mía: "Si entonces me inunda la luz, ¿por qué no digo más que soy un pecador?"

Y muchas gracias.

Suso Ares Fondevila dijo...

Que es lo que hacen los santos. En este orden de cosas, tal confesión es siempre una liberación, una acción de gracias, una alegría.

Gracias a ti.