viernes, 28 de octubre de 2011

Días


Los días de verano se viven: estamos fuera. Los de invierno, se contemplan: estamos dentro.

3 comentarios:

Fernando dijo...

Suso, pareciera como si la vida real fuera la de fuera de casa, es decir, la que viven los otros o nosotros con ellos.

En realidad, la vida dentro (dentro de casa, dentro de uno mismo) puede ser una vida mucho más real que la otra, que no sería más que una distracción.

Miriam dijo...

Anda.... yo lo hubiera puesto al reves¡¡¡
Imagino que lo genial es contemplar y vivir tanto dentro cmo fuera
Buen fin de semana¡

Suso Ares Fondevila dijo...

Dento como fuera, eso es.
Buen fin de semana.