viernes, 2 de marzo de 2012

Tristeza infinita

Llevo días, en realidad semanas, con una subrepticia tristeza infinita por el panorama desolador que atenaza a España. Hoy hemos conocido las cifras de paro del mes de febrero y la pena infinita se hace más infinita…

Es desolador, angustioso, negrísimo. Las víctimas, Dios mío, las víctimas.

2 comentarios:

ANA dijo...

Te acompaño en ese sentimiento de tristeza :(

Suso Ares Fondevila dijo...

Muchas gracias, Ana.