sábado, 5 de septiembre de 2009

Anciano de días

Anciano de días, de muchos días, de mil eternidades, antiguo, muy antiguo, con antigüedad sólo tuya, tan blanca tu melena, tan brillante tu barba, tan dichoso en tu juventud acumulada, en tus canas de infante, en tu dentadura perfecta de eterno marfil.
Anciano de días, niño de siglos.

1 comentario:

Máster en Nubes dijo...

Y mira que los ancianos están hoy mal vistos ;-), ahí aparcaditos que están a veces, por eso me gusta mucho tu anciano...

Un abrazo oseznil (de osada).
Aurora